domingo, 13 de marzo de 2011

ME GUSTAN LOS DOMINGOS

Me gustan los domingos porque puedo descansar, porque puedo levantarme a la hora que quiera, porque puedo disfrutar de la tranquilidad de mi hogar, de mi pareja, de mis libros, de mis animales, de mis cosas... Me gustan los domingos porque puedo leer, pensar, soñar, desear, ser feliz, tener arrumacos en el sofá, besos y abrazos y sentirme protegida.
Me gustan los domingos porque el tiempo se detiene, porque sólo existimos tú y yo y el mundo se hace pequeño   y no existen las preocupaciones, ni el dolor, sólo el silencio y la calma.
Odio los lunes.

1 comentario: